Mi primer evento como mamá bloguera

Ayer tuve la suerte de participar en un evento organizado por la plataforma Madresfera, en el que la marca Hero Baby nos presentaba su nueva gama “Hero Baby Natur”.

IMG_1874

Conocía muy poco esta marca y sus productos, ya que todavía no he tenido que usarlos con el pequeñajo, pero después de este evento no dudaré en usarlos. Su nutricionista nos explicó a las mil maravillas cómo introducir la alimentación complementaria, por ejemplo los cereales, y cómo son las características de los que se usan en la nueva gama.

IMG_1879

El evento se realizó en una juguetería-papelería-cafetería súper mona, que se encuentra enfrente del Parque del Retiro de Madrid, justo antes de llegar a la Puerta de Alcalá. Es uno de esos sitios que te recuerdan a cualquier peli americana chula, en la que la mamá súper ideal compra todos los juguetes a sus niños. Y creedme, al cruzar el umbral de la puerta, ¡te sientes la prota de la peli! Tienen un montón de juguetes chulísimos y originales como esta pizarra de tela para ayudar a los niños a conseguir objetivos:

FullSizeRender

Una zona solo de cuentos infantiles, otra de textil y también tiene una pequeña cafetería. Si vivís en Madrid, no desaprovechéis la ocasión y ¡pasaos a verla! No tiene desperdicio.

IMG_1876

Al acabar la charlita pudimos disfrutar de una pequeña merienda para conocer a otras mamis, y los más pequeños también estuvieron probando estas delicatessen.

IMG_1875

La verdad, tenía muchas ganas de participar en un evento de este tipo debido a mi inexperiencia en el mundo blogueril. Me apetecía mucho conocer más de cerca a otras mamás blogueras y también a Madresfera, y puedo decir que la experiencia ha sido una chulada.

IMG_1878

Gracias a Madresfera por organizar eventos como éste, y espero que nos veamos pronto en otro.

¡Que disfrutéis del fin de semana!

Hoy el pequeñajo cumple 4 meses

Hoy mi enano cumple 4 meses. Qué rápido pasa el tiempo, me da vértigo pensar en el día que tenga que empezar el cole. Pues sí, hoy mi canijo hace 4 meses como 4 soles. El otro día en la revisión nuestras sospechas se confirmaron: 7,250 kg y 65,50 cm. Nuestro hijo está enorme y muy sano, gracias a Dios. En palabras de la enfermera: “parece que tiene 6 ó 7 meses”. Y así es, no hay nada de ropa en el armario que baje de los 6 meses.

Cada día me sobrecojo más ante la idea de que esto es para siempre. Y me siento muy afortunada. Intento disfrutar de cada minuto que paso a su lado, porque soy muy consciente de que el tiempo pasa rapidísimo, a la misma velocidad que mi pequeño crece. Por eso, a pesar de que hay momentos duros (si mi padre lee esto me mata, ya lo explicaré en otro post, pero quedaros con que de bebé tuve cólicos los 3 primeros meses), en los que quieres dormir 5 minutitos más, hacer la casa y no puedes, tumbarte en el sofá, darte una ducha tranquilamente, desayunar sin oír un gruñido, o simplemente no hacer nada de nada; no me perdería ni un segundo a su lado.

El cambio que ha pegado Santi en 4 meses es impresionante y me encanta ver cómo cada día evoluciona un poquito más. Hoy, por ser su cumplemes, he querido hacer una recopilación de todas esas cosas que hacen que me enamore un poquito más de mi pequeño.

Imagen7

¡FELIZ CUMPLEMES, MI AMOR!

‘La Profecía’ o cómo nos enteramos

Mañana es un día muy especial en casa. Como sabéis, es el primer “Día del Padre” de Santi con papá. Además, el enano cumple 4 meses y es el cumpleaños de un amigo muy especial, el Padre Juan. Pero por si fuera poco, mañana hace un año que mi marido y yo volvimos a España después de vivir una de las experiencias más alucinantes de nuestras vidas. Una de esas experiencias que te marcan, y que con el paso de los años recuerdas con mucho mucho cariño.

Estos 4 acontecimientos que celebramos mañana tienen una estrechííísima relación. Veréis…

Lo que voy a contaros es la historia de cómo nos enteramos que yo estaba embarazada, y creedme, no es porque sea mi historia, pero es de las más alucinantes que he escuchado nunca. Aún a día de hoy sigo buscándole explicación.

Como os decía antes, el 19 de marzo de 2014 mi marido y yo volvíamos de Israel tras vivir una experiencia Imagen3chulísima de voluntariado en una excavación arqueológica en Magdala, a orillas del lago Tiberiades (Galilea). El proyecto que está detrás de este voluntariado es éste, el Proyecto Magdala. Y la verdad, desde que volvimos se lo recomendamos a muchísima gente. Si conocéis a parejas jóvenes, o a chicos que busquen una experiencia así para sus veranos, años sabáticos o tiempo libre… esto es de lo mejor.

La persona que lidera todo el proyecto no es otro que el Padre Juan, el mismo que mañana cumplirá años, y el protagonista, en parte, de este post.

El 19 de febrero de 2014 a eso de las 06.00 de la mañana mis padres nos recogieron en casa para llevarnos al aeropuerto. Cuando cogimos el avión no éramos conscientes de cómo iban a cambiar nuestras vidas a raíz de ese viaje.

Todas las experiencias, sensaciones, anécdotas y momentos inolvidables que vivimos durante ese mes son de tal magnitud que me darían para hacer sólo un blog dedicado a ello.

Cuando estaba a punto de acabar nuestra estancia en Tierra Santa (santa no sólo para los cristianos, sino también para musulmanes y judíos), disfrutamos de 2 días de tiempo libre en Jerusalén, una ciudad ¿mágica?, ¿multicultural?, ¿multireligiosa?… no lo sé. Pero lo que si os digo, es que es una ciudad única. Imagen2El día antes de irnos, el 18 de marzo de 2014, hoy hace exactamente un año, pudimos disfrutar de un desayuno muy agradable con el Padre Juan, al que a penas pudimos ver en Galilea. Le expresamos nuestra alegría y agradecimiento por haber disfrutado de aquel voluntariado y el bien que había supuesto para nosotros personalmente, pero también como matrimonio. Antes de levantarnos de la mesa, me miró fijamente a los ojos y me dijo:

– Yo creo que tú te llevas un regalito de aquí.

No entendía lo que me estaba diciendo así que me encogí de hombros.

 – ¡Sí, mujer! Que te llevas un judiíto – me insistió.

Mi marido y yo nos miramos pensando que al pobre padre Juan se le estaba yendo la cabeza.

– Padre, cómo dice eso, ¡qué imprudente! -le dijo mi marido.

– Tú hazme caso, tienes cara de embarazada. Ya me lo dirás.

El día que salimos de España, me acababa de venir la menstruación así que lo que teníamos seguro es que nos fuimos sin que yo estuviera embarazada… 

6 días después de llegar a casa, tras tener un pequeñísimo retraso, me hice una prueba de embarazo . “Embarazada. +3”

Tal y como había predicho el Padre Juan, nuestro galileo estaba de camino.

Imagen6

¿Y vosotras? ¿Cómo os enterásteis de que estábais embarazadas?

5 ideas para el Día del Padre

Queda menos de una semana para el 19 de marzo y seguramente muchas estaréis dándole vueltas al regalo.

En casa será el primer Día del Padre con el pocholín entre nosotros, así que será muy emocionante para mi maridín.

Durante los primeros años de vida del churumbel somos nosotras, las madres, las que pensamos en el regalito en cuestión, que por supuestísimo, será de parte del peque como si hubiese sido pensado y comprado por él mismo.

Me encanta hacer regalos, más que recibirlos. Me gusta pensar en los gustos de la persona en cuestión, en algo original, mirar muchos tipos por internet, comparar… Pero la verdad, cuando se trata de hombres (mi padre o mi marido) lo paso fatal. Los hombres son sota, caballo y rey, y llega un punto que es como el chiste: -¿Qué te han regalado por reyes?, ¿otros calcetines?. Pues eso.

Siendo el primer Día del Padre que pasan juntos Santi y papá, he querido ser fiel a mi estilo de hacer regalos y salirme de lo típico (una colonia, un polo o un libro (de mayores)).

Os voy a contar las 5 ideas que he estado pensando por si aún estáis indecisas en vuestra búsqueda y os ayuda algo.

1. Un cuento especial ‘Día del Padre’.

Gracias a una mamá bloguera, dí con esta otra mamá bloguera que se pegó la currada por todas las demás de encontrar un montón de libros ideales para regalar ese día. Me gusta esta idea porque a mi marido siempre le ha hecho mucha ilusión contarle historias y cuentos al pequeñajo cuando crezca. Y tener un libro especial para los dos de su primer Día del Padre es bonito. 🙂 

Os enseño los que me han gustado a mí.

IMG_1735

2. Un babero y un body ‘Mi papá’.

Este es un conjunto de Mr Wonderful que me encanta. Bueno en general, la mayoría de las cosas que tienen me encantan, pero os aseguro que el body queda monísimo. Nosotros ya lo tenemos, y quería complementarlo con el babero. Si vuestros peques tienen entre 3 y 6 meses, o estáis embarazadas ¡no lo dudéis! A los papis les va a encantar. Y el babero sirve para bebés de varias edades.

FullSizeRender (1)

3. Chupetes personalizados

Tutete ha sacado una línea para el Día del Padre chulísima. ¡Para que el papi presuma de baby cuando salga de paseo! Estos me parecen geniales:

IMG_1736

4. Una superpegatina

Pegatinas de familia se dedica a hacer pegatinas (no lo habíais adivinado, ¿verdad? 😀 ) súper molonas y totalmente personalizables. Para que el papi la lleve en el coche, en su portátil, en la tablet… Hay un montón de variedad para cada miembro de la familia, y ¡también hay mascotas! A mí me ha gustado mucho el papá bloguero y la mamá bloguera 🙂

IMG_1737

5. Un álbum de los recuerdos

Un regalo para tener fotos de los momentos más bonitos del papi con el peque. En nuestro caso sólo han sido 4 meses, pero si vuestros hijos son más mayores podéis hacer un álbum muy completo desde el nacimiento. Existen muchas marcas que hacen este tipo de álbum, pero yo os recomiendo la del enlace. He hecho varios trabajos con ellos y quedan muy bien. Esta es la idea más laboriosa, pero dentro de unos años os gustará mucho cuando lo veáis.

FullSizeRender

Y hasta aquí la lista de ideas. Si os ha gustado alguna, aún estáis a tiempo de encargarla. Además hay opción de hacer un pack con dos regalos porque algunos no son muy caros.

Ya os contaré qué tal hemos pasado este día en casa.

¡Feliz fin de semana!

Ser madre es la leche

En los últimos días, mi marido y yo hemos comentado en casa cómo te sensibiliza ser padres con respecto al tema de los niños. Y sobre todo, de los niños que pasan dificultades económicas o que tienen alguna enfermedad.

Entendedme, no es que antes estas cosas no me importasen y sea una insensible, pero es cierto que hasta que no te ves en el pellejo de otro no eres capaz de valorar lo que tienes, y lo bendecido que eres por ello.

~imagen3

Por eso, hoy quiero hablaros sobre “Ser madre es la leche”, una campaña de recogida de leche para las mamis que no pueden comprar toda la que les gustaría para sus pequeños. La campaña está organizada por diferentes asociaciones provida que con esta iniciativa pretenden resaltar la importancia que tiene la maternidad en nuestra sociedad.

Si vivís en Madrid podéis acercaros en persona a cualquiera de los siete puntos de recogida, y si os pilla un poco lejos siempre existe la posibilidad de hacer una transferencia bancaria con el importe de un bote de leche o la cantidad que deseéis. Si os animáis, y queréis más información visitad su web www.sermadreeslaleche.es. La campaña finalizará el 22 de marzo.

¡Animaos! Con muy poquito se puede hacer mucho bien.

¡Feliz miércoles!

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: